El cultivo del limonero en el huerto

cultivo del limoneroUn limonero multiusos apto para cualquier ocasión

Tiene canción, sirve como postre, como ingrediente para comidas, como aderezo, como perfume, etc. Tiene tantas propiedades que se ha convertido en un árbol multiusos aprovechable para cualquier ocasión. De hecho, de los jardines nuevos que algunas veces vemos cerca de la ciudad, seguro que tendrá o naranjos o limoneros u olivos. Poco más. Hoy sólo hablaremos del limonero. ¿Continuamos?

Tener un limonero en nuestro jardín puede sacarnos de un apuro en muchas ocasiones. Generalmente cualquier frutal, pero en este caso concreto, el limón es un cítrico que se aprovecha en multitud de ocasiones. Que necesitas ralladura de limón para hacer una tarta, pues sales al jardín y coges uno. Que necesitas limón para aderezar una carne, vuelves a salir y coges. Que quieres hacer una limonada, otra vez afuera. Y así con muchísimas más opciones. Un árbol resistente que no da muchos problemas (y si los diese aquí estamos para contarlo).

Su nombre científico es Citrus limon y es considerado como un árbol frutal de pequeño tamaño. Pertenece a la familia de las Rutáceas, en el que se agrupan alrededor de 160 géneros y 1.600 especies. Su origen es asiático y fue mencionado allá por el siglo III IV en el Nabathae. Los árabes lo conocían muy bien y se adaptó perfectamente al clima mediterráneo.

cultivo del limonero

Citrus limon
Autor: Carsten Niehaus

El medio climático del limonero

Como hemos comentado antes, el limonero se desarrolla muy bien en climas mediterráneos, donde los inviernos no son muy fríos y en verano se obtienen temperaturas altas. Lo del frío es importante debido a que el limonero es uno de los cítricos que más sufre con la bajada de la temperatura, así que cuidado con las heladas.

Características del suelo 

Depende de la variedad del limonero, pero de forma general, todos necesitan un suelo profundo. A la hora de realizar el agujero debemos mullir cerca de 1 metro de profundidad, con el objetivo de asegurar el crecimiento y anclaje rápido de sus raíces.

El limonero es bastante sensible a la asfixia radicular. Mucho cuidado con los terrenos con drenajes pobres porque podemos provocar daños al árbol por encharcamiento. Puedes utilizar algunas de las técnicas que comentamos en nuestro artículo sobre mejorar el drenaje de un suelo. También, si las características de tu drenaje no son del todo buenas pero tampoco del todo malas, una técnica para evitar problemas de asfixia o gomosis es realiar una cama elevada sobre el que se asiente el árbol, como por ejemplo un bancal profundo para árboles.

Como preparación antes de disponer el o los limoneros en nuestro terreno. Es interesante hacer una labor profunda para garantizar un crecimiento rápido de las raíces jóvenes. Cuanto más suelta esté la tierra menor obstáculos encontrarán para buscar los nutrientes y la humedad que necesitan.

El abonado de fondo ha resultado ser una gran ayuda para reducir el tiempo en el que el árbol está sin producción por su estado joven. Mucho cuidado con los excesos de humedad y las tierras húmedas al principio del cultivo.

Necesidades de agua y riego

Para conseguir la mejor producción y engorde del fruto, los limoneros exigen un riego que mantenga húmeda sus raíces de forma constante (sin encharcar). Cuidado con la asfixia. Notaremos que estamos regando de más si el árbol adquiere un aspecto amarillento.

Otra cosa a tener en cuenta es la salinidad del agua. En este aspecto de cara al limonero tendremos que tener cuidado, ya que es poco tolerante a la salinidad. Como mucho podremos elegir variedades que tenga un grado más de adaptación a estas aguas. Corregir un riego salino sin modificar la calidad del agua consiste en regar en mayor cantidad para lavar las sales, o disponer de riego localizado, donde se tolera una mayor concentración.

Requerimientos de abonado

Viene muy bien justo antes de plantar (cuando hemos desfondado el suelo) aplicar un abonado de fondo, sobre todo para fósforo y potasio, que dependiendo de la estructura del terreno, pueden verse poco móviles en el suelo. Puedes realizar este abonado de fondo con estiércol o compost y ha de ser abundante y mezclado con el suelo. Garantizará un desarrollo rápido del árbol.

El primer año se puede empezar con abonar con estiércol (20-30 kg) alrededor del tronco del árbol y de fondo (antes de plantar) y completar las necesidades con algún compuesto amónico, y a partir del segundo año se aumentan las proporciones. Una cantidad recomendable de estiércol puede ser entre 30 y 40 kg por año.

limonero

Fuente: camberalmar

Con respecto al abonado hay que tener cuidado porque  

Para saber exactamente las necesidades de abono mineral que hay que incorporar os dejamos los siguientes datos:

Árbol joven (2 años)

Nitrógeno: 5,1 gramos/año

Fósforo: 0,7 gramos/año

Potasio: 2,8 gramos/año

Árbol en estado de desarrollo (6 años)

Nitrógeno: 1,5 kg/año

Fósforo: 15 gramos/año

Potasio: 87 gramos/año

Árbol adulto (12 años)

Nitrógeno: 4,5 kg/año

Fósforo: 44 gramos/año

Potasio: 2,5 kg/año

Patrones más utilizados

  • Citrange Carrizo y Troyer: Buena vigorosidad y productividad. Tolerante a la tristeza, rápida entrada en producción y buena calidad de la fruta.
  • Mandarino Cleopatra: apto para suelos con aguas salinas y tierras calizas. Fruta de buena calidad pero el árbol tiene menor vigor con respecto a otros patrones.
  • Swingle citrumelo CPB 4475: es susceptible a la clorosis férrica y suelos de pH alto. Presenta buen vigor y productividad.
  • Citrus volkameriana: suelen ser más resistentes a las heladas que el resto, tolerante al mal seco y a Pythophtora. Suele utilizarse para limoneros ornamentales.
  • Citrus macrophylla: son árboles de gran vigorosidad y grandes rendimientos. Se desarrolla muy bien en suelos con pH alto, pero los injertos suelen ser más sensibles a las heladas que otros.
  • Naranjo amargo: ampliamente utilizado, con buen desarrollo y sin problemas de injerto. Muy sensible al virus de la tristeza cuando se injerta con naranjo, mandarina, pomelo y lima, pero resistente a la clorosis férrica, a la salinidad, a la sequía y a los hongos.

¿Y tú? Eres de los privilegiados que tiene un limonero en el jardín? ¡Coméntanoslo!:)

Related Post

Leave a Reply

2 comentarios

  1. Maribel

    tenemos unlimonero joven en un tiesto grande…hace bonitas flores i despues pequeños frutos (limones) que en vez de crecer se secan y no hay manera de que pueda llegar a dersarrollar sus frutos…

    que le puede suceder?..necesitaria un abono especial?..o estan sus raices asfixsiadas?

  2. juan carlos herzog

    hace tres años que plante un limon y no progresa. enseguida que lo plante dio alguna flor y luego un pequeñisimo limon, que luego desaparecieron como por arte de magia y nunca mas. hoy esta igual. que debiera hacer. tres arroyos – provincia de buenos aires – argentina. espero algun consejo. gracias.

Next ArticleAspidistra elatior