Cuerno de alce

cuerno de alceDisfruta de un helecho diferente en tu casa. El cuerno de alce

Hoy os traemos el cuerno de alce. Una planta de interior, que aún siendo un helecho, en absoluto lo parece cuando nos viene a la mente lo que es un helecho. Es más, recuerda más a lo que su nombre común sugiere, si no fuera por el verde. Si lees un poco más te contamos cómo cuidarla en casa.

Las peculiaridades innatas del cuerno de alce

 Asplenium nidus avis que también se encuentra «adherido» a árboles que les da soporte y sombra.

Su nombre científico es Platycerium bifurcatum. Para saber la procedencia del cuerno de alce nos tenemos que ir hasta las Filipinas y Oceanía. Como planta de interior es algo distinto a lo que estamos a costumbrados dada la forma de sus hojas y su estructura general. Suele ser muy utilizada como planta colgante, ya sea desde cestas (más en el exterior), pladures o estanterías donde resaltan mejor sus cualidades estéticas.

cuerno de alce silvestre

Cuerno de alce en estado natural
Fuente: cafe.themarker.com

Condiciones para tener un cuerno de alce en casa

Temperaturas

Esta planta requiere unos rangos térmicos tirando a elevados. Su óptimo está de unos 20-22ºC hasta los 25ºC. De todas formas que no cunda el pánico, hablamos de óptimos. No tengas la casa en invierno a 25ºC sólo por la plantita en cuestión. Su límite de frío se encuentra en unos 15ºC así que si la casa está a 20-21ºC no habrá problema alguno. Cuanto más constante sea la temperatura durante todo el año, mejor será para su desarrollo. No es una planta de mucho contraste térmico.

Luz

Tiene un amplio rango de tolerancia a las condiciones de luz. Aguanta la sombra pero donde mejor se va a desarrollar es con luz indirecta. Al ser de crecimiento lento, si la tenemos en un lugar sombrío, le costará más tiempo todavía ampliar su follaje.

Sustrato

Necesitamos un sustrato que retenga humedad. Utiliza turbas y elementos que ayuden a mantener dicha humedad como cortezas de pino o similar. En nuestro artículo de sustratos para plantas te contamos un poco acerca de los diferentes materiales que puedes usar.

Riego

Es más tedioso pero lo más adecuado es el riego por inmersión durante un buen rato (más de 15 min) Luego lo dejamos escurrir. Sabemos que este método es horrorosamente laborioso. Si decides regar la maceta directamente, hazlo de forma abundante pero no mojes las hojas. La diferencia de frecuencia entre un riego u otro es mucha. Por inmersión aguantará hasta la siguiente inmersión hasta una semana. Si riegas normalmente habrás de hacerlo casi a diario. No puedes dejar que la tierra se seque.

Reproducción del cuerno de alce

 Si tienes pensado multiplicarlo, bien para regalarlo, o porque te gusta mucho esta planta de interior, puedes hacerlo por división de vástagos o los pequeños hijuelos que vayan saliendo si la cuidas bien. La multiplicación por esporas (recuerda que es un helecho) resulta excesivamente complicada, pero no seremos nosotros los que te digamos que no lo intentes. ¡¡Puede ser un reto!! Las esporas las podrás identificar en el envés de algunas hojas que se tornan marrones y aterciopeladas en las puntas.

Esporas cuerno de alce

Esporas de cuerno de alce
Fuente: biohumanaiesalcalans.blogspot.com.es

Unos apuntes extra sobre sus cuidados

  • Nunca pases un trapo o similar por las hojas queriendo limpiarlas. La estropearás. Las hojas tienen una ligera paca vellosa compuesta por tricomas que no se puede estropear. La función es evitar una excesiva evaporación.
  • En verano es posible que necesite algo más de humedad ambiente si el ambiente es muy reseco. Puedes pulverizar el ambiente, pero evita que caiga demasiado agua en las hojas.

Un saludo. Agromática.

14 Comments

  1. Héctor Oscar Cousillas
    • Jose Agromática
  2. Marta
  3. lucia
  4. Ruben Lichtenstein
  5. susana
  6. ruben
  7. Angela
    • Jose Agromática
  8. yohana
  9. Florencia
  10. Ignacio
  11. Agus
  12. Fernanda

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.