La mesas de cultivo

mesas de cultivoObtén tus mejores hortalizas y plantas en mesas de cultivo

Cuando tenemos el privilegio de tener una gran terraza o balcón y nos sobra espacio, es el momento de decidir cómo aprovechar esos metros vacíos y encima llevarnos un beneficio saludable. Se trata de plantar en mesas de cultivo, un sustituto bastante más atractivo que las macetas, más cómodo y con grandes resultados. ¿Quieres saber de qué estamos hablando?

Las mesas de cultivo son una gran alternativa para los que no disponen de parcela de terreno y no conforman con no tener un huerto. Cuando se tiene una terraza grande, también se tiene la oportunidad de llenarla de plantas, que no siempre han de ser ornamentales, como la mayoría que podemos ver en macetas.

Por otro lado también están los macetohuertos en los que se obtienen grandes resultados en poco espacio, aunque pueda tener diversas incomodidades, como disponer una planta por maceta, tener que agacharse para regar o controlar el sustrato, etc.

Una alternativa al huerto común, las mesas de cultivo

Como ya sabréis, en 1 metro cuadrado se pueden hacer verdaderas maravillas de huertos, no estando necesariamente en terreno firme. Contando que una mesa de cultivo puede tener esa superficie sin problemas, ya nos hemos quitado de encima el principal inconveniente, el espacio.

mesa de cultivo

Además de todo esto, también tiene algunas ventajas, desde nuestro punto de vista, que son las siguientes:

  • Comodidad: como si de un huerto elevado se tratase, con las mesas de cultivo ya no tendremos que agacharnos para realizar las tareas del huerto, como comprobar el estado de la tierra, eliminar malas hierbas, podar, regar, etc. La mesa se nos queda a la altura perfecta para poder manipular nuestra plantación estando de pie.
  • Mayor control: aunque lo idónea sea cultivar en un huerto en una parcela tal y como lo conocemos, cuando tienes una mesa de control tienes muchísimo más control de lo que sucede en tu “minihuerto”, ya que tu has añadido el sustrato, los minerales, la materia orgánica, el pH etc., y no existen variables como la estructura del suelo , la salinidad, el pH, el drenaje, etc. Todas estas variables, en campo abierto, son mucho más difíciles de controlar.
  • Los extras: en el mercado podemos encontrar muchas mesas de cultivo que llevan algunos extras para facilitarnos aun más las cosas. Por ejemplo, hay muchas que llevan sistema de ruedas en las patas, para poder desplazarnos por nuestra terraza o porche y poder controlar de esta manera las inclemencias del tiempo.  Imagínate por ejemplo que tu terraza es descubierta y comienza a granizar…¡justo cuando tus tomates están madurándose! Pues esta situación, sucede y bastante a menudo, en verano. En el huerto en terreno firme poco podemos hacer más que aceptar lo viene, pero con las mesas de cultivo, se puede controlar mejor.
  • Presentación: para aquellos que tomen muy en cuenta el diseño de su huerto, resulta mucho más convincente una mesa con todas nuestras hortalizas y verduras agrupadas en un conjunto, que un buen montón de macetas que conformen un “macetohuerto”. En cuanto a nosotros, la verdad que nos da igual cualquiera de los dos sistemas, porque tanto uno como otro dan buenos resultados, pero si lo miramos desde el punto de vista estético, parece que pierden las macetas.

El precio

Lo bueno que tiene una mesa de cultivo es que no tiene nada de especial para que nosotros, con nuestra propias manos, no podemos pensar en construirnos una. Se trataría de una mesa normal y corriente, salvo la parte de arriba que tendría unos tablones que contendrían el sustrato o tierra que añadamos. La profundidad es a tu elección, teniendo en cuenta las plantas que quieras cultivar.

mesa de cultvo de diseño

¿Quién dijo que el huerto estaba reñido con el diseño?
Fuente: hometone

Por otro lado, para los que prefieren adquirirla en sitios especializados, los precios varían dependiendo de las calidades, pero no son muy elevados. Por ejemplo, una mesa de cultivo de 150x75x85 suele estar comprendida entre los 150 €, euro arriba, euro abajo. Estas suelen estar hechas de gran calidad, con materiales muy atractivos como metal o madera. Pero también hay mucho más baratas, hechas de plástico resistente, que suelen estar por los 80 €.

Ya sabes, si no estás dispuesto a gastarte ese dinero, a calentar el coco, comprar los materiales ¡y a probar fabricar una tu mismo! Al igual que hicístes con el compostador casero y mira los resultados que ofrece.

¡Un saludo Agromáticos! Nos vemos el próximo día. 😉

La mesas de cultivo
5 (100%) 2 votes

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

1 comentario

  1. trinidad roman giner

    Hola poseo una mesa de cultivo de 200x100x30 ¿que clase de plantas puedo cultivar ?

Next ArticleEl cultivo del perejil